Noticias

Iker Hernández: “voy al mejor equipo de Bolivia y a uno de los mejores de Sudamérica, y estoy con mucha ilusión”.

Iker Hernández emprende una nueva aventura en el futbol Boliviano al fichar por el Bolivar, el equipo principal del país. Tras pasar por los filiales de la Real Sociedad y del Athletic y de llegar incluso a debutar con el equipo txuri-urdin en Copa de la mano de David Moyes, el delantero urnietarra ha pasado por las filas del Barakaldo, del Burgos y y del Den Bosch holandés de segunda división.

Precisamente, llegó desde Holanda para pasar las Navidades junto a su familia, periodo que aprovechamos para charlar con él, pero cosas del fútbol, el día 2 de enero se montó de nuevo en el avión, esta vez con destino a Bolivia.

Es una extraordinaria oportunidad para ti.

Voy al mejor equipo de Bolivia y a uno de los mejores de Sudamérica, y la verdad es que estoy con mucha ilusión. Tenemos la posibilidad de clasificarnos para la Copa Libertadores que sería lo equivalente a la Liga de Campeones de Europa.

El cambio será significativo a todos los niveles.

Desde el principio tendré la dificultad de la altitud puesto que en Bolivia se juega al fútbol a unos 3.700 metros. El objetivo será adaptarme lo antes posible para estar en las mejores condiciones posibles y rendir al 100%.

El formato de competición también es diferente en Bolivia.

Hay dos títulos, el de Apertura comienza a finales de enero y se juega hasta finales de mayo, y luego comienza el de Clausura.

Hasta el mes de diciembre jugaste en la segunda división holandesa, ¿cómo ha sido la experiencia?

Quería salir fuera para probar nuevas cosas, salir de la zona de confort y tener una experiencia diferente.  La verdad es que he jugado poco. Llegue en la cuarta jornada de liga, el equipo había comenzado muy bien y no he tenido muchas oportunidades de entrar. Desde entonces ganamos 8 partidos seguidos y luego dos empates con lo que el entrenador no hacia cambios. Me hubiera gustado tener más oportunidades. De todas formas la experiencia ha sido positiva y he venido contento.

¿Qué nivel hay en la segunda división de Holanda?

El nivel es más alto de lo esperado. Sería como una zona alta de Segunda B o zona baja de la Segunda División Española.

En Bolivia se habla castellano pero en Holanda no se como te arreglarías.

Yo en holandés no entendía nada, pero las charlas del entrenador eran en ingles y entonces las podía seguir bastante bien. Ese aspecto me ha venido muy bien para mejorar mi nivel de ingles.

¿Había muchos extranjeros en el equipo?

Dos argentinos, un italiano, un estonio, un finlandés y un búlgaro. La verdad es que teníamos un gran ambiente entre nosotros, nos juntábamos para tomar algo y para cenar. Nuestras mujeres también hicieron una gran relación. Mientras que nosotros entrenábamos quedaban entre ellas para ir al gimnasio y hacer diferentes cosas. Es importante apoyarse los unos en los otros.

Como era tu día a día?

Hacíamos vida en la ciudad deportiva. Desayunábamos a las 8:30, entrenábamos a las 10:00, comíamos a las 12:00 y las 14:00 entrenábamos de nuevo. Luego partir de las 16:00 libre.

Debutaste con la Real en Copa de la mano de David Moyes, pero no pudiste dar el salto. ¿Se te ha quedado esa espina clavada?

Espina clavada no, las circunstancias no se dieron y te da pena no poder haber estado allí como están otros, pero al final cada uno tiene su trayectoria y cuando se cierran unas puertas se abren otras. La verdad es que estoy contento con lo que estoy haciendo y el día que no lo sea lo dejaré, bien sea con el fútbol o bien sea con otra cosa, la cuestión principal en esta vida es ser feliz.

La oportunidad de Bolivia puede ser un buen trampolín para ti.

Todavía tengo tiempo de todo y cuando se hacen las cosas bien suelen tener repercusión. Mi objetivo es hacer un buen trabajo para el club y luego ya pasará lo que tenga que pasar. De todas formas, como te digo  para mi lo mas importante es ser feliz y es lo que intento conseguir siempre. Luego cada uno llega a donde tiene que llegar, y si no llegas a la cima no pasa nada.

Nos tendrás que contar que tiene de especial el parque Berrasoeta porque los dos principales futbolistas de Urnieta habéis salido de allí  (Nahikari García también).

Simplemente jugar en el parque. Hoy en día las costumbres han cambiado. Yo estaba todo el día jugando en el parque y mis padres tenían que venir a por mi para llevarme a casa. Ahora en cambio, muchos niños se quedan jugando a las consolas y les tienen que sacar a la calle. Desde mi punto de vista es mucho mejor jugar en el parque.

El nombre de Iker Hernández apuntaba muy alto desde bien joven puesto que eras una de las principales promesas de la Real, pero tú siempre has tenido los pies en la tierra.

En mi opinión los profesores o los médicos son más importantes que los futbolistas, por ponerte dos ejemplos, y además, la carrera del futbolista se acaba pronto. Al final en la vida se trata de estudiar, tener buenos valores e intentar sumar a los que están alrededor nuestro. Yo empecé los estudios de magisterio y me gustaría terminarlos, también estudiar algo relacionado con el turismo.

Dentro de la carrera de magisterio hiciste prácticas en la ikastola Egape.

Fue una experiencia muy buena. Los profesores me acogieron super bien y me explicaron todo genial. Me dieron muchas oportunidades y pude dar clases y corregir los deberes, entre otras cosas. Eso si, es mucho más duro dar clase que entrenar y jugar ja, ja, ja.

Comparte esta noticia: Facebook Twitter Google Plus Email

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar tu navegación y realizar labores analíticas. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de Cookies.
Política Cookies